martes, 20 de abril de 2010

Estosololoarreglamosentre...¿quiénes?-tercera y última parte-


La finalidad de ser conscientes de nuestras emociones extremas es poder realizar un viaje emocional de aceptación.

Cuando sepamos aceptar nuestras emociones extremas podremos aceptar las emociones extremas de los demás, incluso situaciones o comportamientos mucho más "difíciles" de lo habitual.

Daos cuenta de que he escrito aceptar, NO justificar.

La aceptación de nuestras emociones extremas nos permite ir más allá de lo que sentimos y nos permite ahondar verdaderamente en quiénes somos.

Si le hablas a alguien de la consciencia y el poder cuando está cabreado/enfadado te aseguro que te mandará a la mierda. Yo ya he pasado por ahí.

Como mujer hipersensible, me doy cuenta de que el colectivo español, o mejor dicho, su densidad vibracional es "crispada" y llena de enfado/rabia y por ello hay que hacer algo POSITIVO CON ESTA SITUACIÓN. Pero jamás taparla.

Ahora bien, si le hablas del proceso que conlleva la rabia/enfado para llegar a un despertar súbito, los canales de apertura a recibir información-luz se disparan, y ESE ES MI OBJETIVO: que un buen número de personas despierten.

El cuarto grado del despertar es la consciencia. Como ya hemos dicho antes, la consciencia significa, literalmente, conocimiento compartido, pero el conocimiento "interno", no racional.

El conocimiento interno son verdades que resuenan en tu corazón, ya sean hermosamente agradables o aparentemente "duras".

Las verdades que resuenen en ti y aprezcan aparentemente "duras" son las que realmente van a hacer que te expandas como nunca jamás lo has hecho.

Y la verdad, este es el mejor regalo que te pueden entregar o hacer.

Cuando te mienten deliberadamente, la VERDAD alcanza una belleza y un poder inigualables.

Te conviertes en un dios o en una diosa puramente creativo-a y transparente.

Repito: es el mejor regalo.

El conocimiento interno o la VERDAD resuenan en ti, no hay libro sagrado que pueda vibrar de la forma que lo hace una verdad interna.

Todo es vibración.

Confía en ti, en tu discernimiento e inteligencia pero especialmente en lo que "canta" dentro de ti, en tu pecho, en tu plexo solar.

Ahí está la consciencia.

Cuando está aparece y se queda contigo, todo lo demás es casi insignificante.

El quinto y último grado es el Poder.

Si simplemente estar aquí no es la mayor prueba de poder...¿qué lo es?.

Gracias por ser tú y ESTAR AQUÍ.

Y si te queda alguna duda...medita sobre ello, te sorprenderás.

2 comentarios:

  1. Gracias a ti por estar ahí. En realidad esto lo podíamos arreglar entre todos, a España y al planeta y el Universo, basta con que despertemos de este largo aletargamiento.

    ResponderEliminar

Entradas populares