lunes, 13 de diciembre de 2010

Sobre embarazos dolorosos

Acabo de leer el último artículo de Vicens Castellano y me he sentido tan inspirada al leerlo que he deseado compartir cierta información con todas las mujeres que lo están pasando mal en los partos o en los procesos de embarazo.
Y deseo que se entienda mi mensaje desde el canal puro que soy(como todos) antes que como profesional de la terapia física o psíquica que represento.
Quiero que la gente entienda algo, especialmente las mujeres que desean desconectarse de sus cuerpos, inconscientemente: sentir dolor puede ser un acto natural, no un proceso incomprensible o frustrante. Las sensaciones que le inculcamos al dolor mismo son parte de nuestros juicios humanos y dormidos. 
El dolor, como lo entienden mis-nuestros hermanos mayores, es un síntoma de que tu alma habla, y tú, por las razones que sean(generalmente por MIEDO) no deseas escuchar.
Es decir, el dolor lo que te está tratando de decir es que seas más consciente de él, que estés completamente atento-a a él. No le quites ojo. Siéntelo. No temas sentirlo. Acógelo fuertemente. Siéntelo más de lo que lo haces. Siéntelo.
Cuando observas tu dolor, o eso que tú crees que es dolor, la causa del mismo aparece, es decir, un dolor físico proviene de una parte de tu alma que no estás integrando, que no estás aceptando. 
Cuando el dolor es agudo y profundo, quiere decir que hay algo en ti que no está sanado y que has intentado ocultar por mucho tiempo. Pero lo que trata de decirte este dolor es que no hace falta que te escondas ni que dejes de sentir lo que hubieras deseado sentir en determinado momento. Puede ser culpa, puede ser enfado, ira, frustración, tristeza, melancolía, rabia, lo que sea.
Y el alma, como es tan sabia al igual que tu cuerpo, se ponen de acuerdo para SENTIR AQUELLO que rechazastes o que no aceptastes como "natural" o "correcto" o "innecesario".
Toda emoción suprimida tiene su propio camino. 
Las emociones no son buenas ni malas, son sagradas, y sentirlas las hace más importantes que  no integrarlas en tu SER.
El dolor necesita ser escuchado y aceptado. Lo que provoca muchísimo más dolor es no aceptar el dolor, no sentirlo, no atenderlo. Eres un SER muy sensible, muy delicado, más de lo que te dijeron jamás y necesitas ser cuidado de formas infinitas y verdaderas.
Cuida de tu dolor, es tuyo. Te pertenece. Tu dolor desea ser amado, y eso quiere decir: SER SENTIDO. 
No huyais del sentir, puesto que el ser humano nació para SENTIR Y SER, no para comportarse como un robot y un vegetal(y esto no quiere decir que esté insultando a los vegetales...tienen mucha vida y mucha sensibilidad).
Acepta tu dolor, acepta tu sentir. LLora con él, de hecho, llora como un bebé lo haría. Con toda la pasión y toda la herida que te puede causar algo molesto para tu alma, tu cuerpo o tu corazón.
Los embarazos dolorosos pueden reflejar un profundo temor a ser mamás. A tener la gran responsabilidad de cuidar a otro ser humano. A sentir que un hijo está indefenso en un mundo frágil y oscuro.
La madre que sufre en el transcurso de un embarazo puede llevar ideas o emociones acerca de cómo sobrevivirá ese delicado SER en un mundo "como este".
Son mujeres excesivamente protectoras pero a la vez son seres delicadamente sensibles y sienten responsabilidad sobre todas las cosas y personas. 
Las mujeres que sienten tanto dolor en los partos y en los embarazos, posiblemente, sean mujeres con una sensibilidad casi extrema y deben superar el sentimiento de culpa por sobre todas las cosas. Ellas son responsables de sí mismas y de cómo se sienten pero no son las creadoras de las almas que llegan. Son las guías pero no son las responsables absolutas de ninguna de las almas que llegan a través de ellas.
Puede darse el caso(y a la vez de lo nombrado anteriormente) de que los seres que vengan a través de ella sean muy luminosos, muy evolucionados, muy "hechos". Y si una siente miedo o culpabilidad ante lo que pueda suceder con ellos, con estos seres que hacen de hijos, el embarazo se torna más doloroso porque no es compatible con la luz que trae dicho SER, es decir, hay una contranaturaleza interna que se revela ante lo evidente: la luz puede provocar más dolor que placer sino vemos y sentimos quién habita dentro de nosotras, o quien ha tomado posición de venir a través nuestro.
Se ha dado el caso de que muchas mujeres que han tenido partos dolorosos o embarazos profundamente dolorosos hayan desarrollado después asma o uno de sus hijos también. Lo que quiere decir este asma es que se está prolongando la asfixia de estar invadiendo el espacio del otro(o a la inversa) para responsabilizarse de su evolución constantemente, y eso no es posible. La culpabilidad es una especie de "asma", de tener que controlar cada uno de los detalles del crecimiento de un ser humano.
Todos somos responsables de nuestras almas, pero no somos responsables del alma de otro...podemos entregar nuestro amor y protección pero las elecciones y decisiones de cada uno de los seres que conforman nuestras vidas son de ellos mismos, y eso incluye a nuestros hijos.
Observa tu dolor profundo y acéptalo, y mucho más si es tremendamente doliente y molesto. Cuanta más molestia, más consciente debes estar ante el habla de tu alma.
Escúchala y escucha al SER que viene a través de ti. 
Háblale y dile cómo te sientes y cómo te gustaría sentirte. 
Confía en su proceso de evolución álmica y confía en su luz y en la tuya propia. Pero sobre todas las cosas, siente tu dolor y no lo anestesies.
El reiki es buenísimo para dolores constantes y latentes en la espalda y las piernas. Si el sistema linfático está "tocado", lo mejor será hacer sesiones de reiki en el pecho, ya que este es el centro de los sentimientos y emociones y dirige totalmente el sistema de la linfa. 
Las emociones deben circular al igual que los sentimientos, es decir, deben ser expuestos y sentidos para que no haya inflamaciones agudas y fuertes en todo el sistema circulatorio.
Aconsejo andar mucho, poco a poco, pero mover el cuerpo. Para que la linfa haga su trabajo concreto y las emociones puedan liberarse con más facilidad y relajación.
Espero haber aportado algo de luz a aquellas mujeres que lo están pasando mal o tienen momentos angustiosos sin saber porqué.
Mucha calma y paz para vosotras...le estais brindando la apertura grandiosa a este mundo con seres maravillosos que desean cambiar el rumbo de una nueva humanidad. Gracias por ello.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares